Planes con niños en Bcn

Toboganes Gigantes!

Ríen, se sueltan, se divierten… ¡se deslizan! No hay duda, los más pequeños de la casa se lo pasan pipa bajando por un tobogán. ¿No les tenéis envidia? Si vuestro culete ya hace algún palmo más que el de vuestros hijos y ya habéis entrado en lo que se conoce como edad adulta, no sufráis. En Barcelona y cercanías también hay toboganes para vosotros. Largos, anchos… en fin, ¡gigantes! Os recogemos nuestros favoritos para que os deslicéis en familia.

Parc de la Solidaridad

Este parque es una auténtica maravilla. Y no sabemos si tenemos una flor en el culo o qué pero siempre que vamos lo encontramos bastante vacío. Preparad muñecas, culo y piernas porque aquí os deslizaréis un buen rato. Son hasta seis toboganes grandes, metálicos y con barandillas rojas y, para los más pequeños, tres de minis del mismo estilo. Ahora, si además de deslizaros también os gusta el fútbol y el baloncesto aquí hay dos campos con unas porterías sencillas y curiosas y tres pistas de baloncesto. Es el parque de la Solidaridad, a un golpe de metro. Bajad en Can Vidalet y os quedará a poco más de tres minutos.

 

Parc de Diagonal Mar

Brazos de hormigón que son como olas, montículos cubiertos de hierba y, de fondo, una mezcla de bloques inmensos, modernos y acristalados y grandes chimeneas que recuerdan el pasado fabril del barrio. Sí, estamos en el parque de Diagonal Mar. Justo antes de llegar a la zona más diáfana, donde se encuentra el campo de fútbol… ¡sorpresa! Unos toboganes gigantes nos esperan. ¿Lo mejor? Que son amplísimos. Vaya, ideales para que os tiréis toda la familia junta. ¿Un consejo? ¡Llevad una prenda o un cartón para resbalar mejor!

Parc de l’Espanya Industrial

¡Grrrrrr! ¿Lo escucháis? Es el dragón de la España Industrial. Negro, de hierro, inmenso, con las alas abiertas y una cola que cae en dirección al lago. Tiene hasta tres toboganes. Uno más estrecho y largo y dos anchos y cortos. Estos últimos, son carne de patines y patinetes pero también os acogen con los brazos abiertos si queréis tiraros de culo. El largo y sinuoso parece cerrado pero no lo está. ¡No tengáis miedo de que este dragón no muerde!

Me gusta!!

Fiestas única, diferentes y divertidas en Barcelona…

Hay muchas maneras de entender la fiesta y cada uno tiene la suya. Barcelona es un hervidero de música, risas, alcohol, salas de conciertos, discotecas, festivales… Sí, si queréis fiesta gorda tenéis el Primavera Sound o el Sónar. Si queréis salir el fin de semana podréis ir a la sala Razzmatazz, a la Sala Apolo o para los que lo prefieran, al Moog. Pero, ¿qué hay de todas esas fiestas que destacan por ser diferentes a las demás? ¿Qué hay de todas esas fiestas que se diferencian del concepto de salir que tenemos en la mente porque ocurren en horarios que no son los habituales con temáticas bizarras? ¿Qué hay de esas fiestas que acaban convirtiéndose en auténticas locuras? Pues bien, para los que estéis cansados de hacer cada viernes y cada sábado lo mismo, os hemos buscado unas cuantas fiestas que son… diferentes. El buen ambiente está asegurado (por ahí dicen que los domingos son los nuevos sábados).

                               

Me gusta!!